!!> Lireing ➻ Diario de una sirena: Ariel I (Spanish Edition) ➳ Auteur Rachel Bels – Marjoriejane.co.uk


Diario de una sirena: Ariel I (Spanish Edition) quotes Diario de una sirena: Ariel I (Spanish Edition), litcharts Diario de una sirena: Ariel I (Spanish Edition), symbolism Diario de una sirena: Ariel I (Spanish Edition), summary shmoop Diario de una sirena: Ariel I (Spanish Edition), Diario de una sirena: Ariel I (Spanish Edition) c366d691

INSPIRADO EN EL CLSICO DE LA SIRENITA

LA COLECCIN QUE HA CAUTIVADO A MS DE 50.000 LECTORES

EL 10% DE LOS BENEFICIOS DE LAS VENTAS IRN DESTINADOS AL PROYECTO PRINCESAS VALIENTES

SINOPSIS

rase Una Vez, Una Princesa Valiente

Espera Un Momento Princesa Valiente Acaso Es Un Chiste Si Lo Es, Reconozco Que Tiene Gracia, Porque Ni Soy Princesa, Ni Mucho Menos Valiente Aclarado Este Punto, Ya Me Puedo Presentar Me Llamo Ariel, Tengo Veintiocho Aos Y Vivo En Tenerife Aunque En Realidad Soy De Fuerteventura, Donde Me Cri Mi Madre Sola Y Lo Mejor Que Pudo, Teniendo En Cuenta Que Mi Padre Estaba Ms Bien Ausente En Cuanto A Mi Vida Hay Poco Que Contar, Cuando No Estoy Surfeando Es La Msica La Que Absorbe Mi Tiempo Soy La Vocalista De Cantos De Sirena, El Grupo Que Form Junto A Mi Mejor Amigo Sebas Hace Ya Ocho Aos L Es El Que Mejor Me Conoce, Incluyendo La Peor Parte De M, Esa Que Me Esfuerzo Por Olvidar Utilizando Para Ello El Surf, La Msica, O En Su Defecto El Sexo Evadir Es Mi Segundo Nombre, De Ah La Razn De Que Est Como Estoy, Es Decir, Jodida Y La Causa De Que La Doctora Marn Me Animara, Despus De Siete Meses De Terapia, A Usar Un Diario Con La Intencin De Enfrentarme A Todo Eso Que Me He Empeado Por Relegar A Un Rincn De Mi Mente Y Por Si No Tuviera Suficiente Con Esto, Aparece Eric, Haciendo Una Entrada Que No Podra Dejar Indiferente A Nadie A Nadie Que Estuviera En Ese Momento, Ese Da Y Ese Mes De Ese Ao En Esa Playa Tena Que Haber Huido Antes Tal Y Como Tena Pensado, Claramente Lo Hice Demasiado Tarde, Despus De Que Sus Mgicos Ojos Verdes Me Encontraran, Pero Entonces Ya No Hubo Vuelta Atrs, Y Por Mucho Que Saliera Corriendo Un Abismo Ya Se Haba Abierto Bajo Mis Pies.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *